martes 30/11/21
SANIDAD

La epidemia de gripe ya ha causado cuatro muertos en Cantabria

La comunidad autónoma es una de las que mayor incidencia gripal han mostrado esta semana; Laredo y Santander aún no han llegado al pico y Torrelavega-Reinosa ya lo ha pasado.

La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública ha asegurado que “no es la gripe, son los recortes” lo que está acumulando pacientes en los pasillos de los hospitales.

Vista del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla
Hospital Valdecilla

Cantabria es una de las comunidades autónomas donde la gripe está teniendo una mayor incidencia esta semana, y desde que se alcanzó el nivel de epidemia, se han registrado cuatro muertes de personas mayores con patologías previas.

La Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Cantabria ha informado a Europa Press de que la tasa de incidencia de la gripe durante esta semana, del 11 al 18 de enero, se ha situado en 401 casos por cada 100.000 habitantes. Estos datos indican que, en términos generales, Cantabria pasará esta semana el pico de la gripe, aunque en el área de Torrelavega-Reinosa ya se ha pasado, y es que en esta zona la semana del 4 al 11 registraron 580 casos por cada 100.000 habitantes, mientras que en esta han descendido a 440. Sin embargo, en las áreas de Laredo y Santander todavía no se ha llegado al pico, pero los casos van aumentando a un "ritmo importante". Así, en la primera, han pasado a 250 a 500 casos por cada 100.000 habitantes y, en la segunda, de 280 a 320.

Por otro lado, las urgencias atendidas por gripe en el Hospital Valdecilla fueron 209 de las 5.500 personas atendidas en este centro hospitalario durante la última semana. Además, permanecen ingresadas 12 personas por casos graves, según ha indicado Salud Pública, detallando que desde que se alcanzó el nivel de epidemia, 44 personas han sido ingresadas, de las que 28 fueron dadas de alta y cuatro han fallecido.

La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública aseguró hace unos días que la acumulación de pacientes en los pasillos de los hospitales “atenta contra la dignidad personal de las personas enfermas” y agrava innecesariamente su sufrimiento, y es “consecuencia de los recortes del sistema sanitario”, que han supuesto una “reducción de más de 10.000 millones de euros (en torno al 18%), de 6.000 camas operativas (5,1% de descenso) y de más de 25.000 trabajadores, todo ello según el propio Ministerio de Sanidad, aunque las cifras de otras fuentes son muy superiores”. “Es intolerable que los recortes de los servicios públicos para rescatar los bancos (en más de 60.000 millones de euros, como ha denunciado el Tribunal de Cuentas) repercuta en la salud de la ciudadanía, especialmente de los enfermos crónicos y las personas de mayor edad”. “No es la gripe, son los recortes”, añadió.

Comentarios