martes 19/10/21
EDUCACIÓN

Cantabria reclama a Méndez de Vigo coordinación de las ofertas de empleo público docente entre comunidades

El ministro propone un Pacto educativo que estará acompañado de un acuerdo presupuestario.

Los gobiernos socialistas reclaman un grupo de trabajo para participar en dicho pacto.

El consejero cántabro de Educación, Ramón Ruiz, saluda al ministro del ramo, Íñigo Méndez de Vigo
El consejero cántabro de Educación, Ramón Ruiz, saluda al ministro del ramo, Íñigo Méndez de Vigo

El consejero de Educación de Cantabria, Ramón Ruiz, ha reclamado este lunes al ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, que propicie la coordinación de las ofertas de empleo público docente en las distintas comunidades autónomas, "una necesidad emergente", ha dicho, que debe suscitarse en el proceso del pacto por la educación, porque "tenemos la obligación moral de ponernos de acuerdo".

Así lo ha señalado el consejero en su intervención en el Senado, donde ha afirmado que un pacto educativo estable y duradero debe sustentarse en tres ámbitos básicos: el político, el social y el territorial.

En la Comisión General de las Comunidades Autónomas, Ruiz ha puntualizado que, además de una subcomisión parlamentaria, debe constituirse un grupo de trabajo de consejeros de Educación de las distintas comunidades, que elabore una propuesta en coordinación con la citada subcomisión.

Según Ruiz, "la ciudadanía no otorgará fiabilidad al pacto sin el aval de la comunidad educativa"

Según Ruiz, "la ciudadanía no otorgará fiabilidad al pacto sin el aval de la comunidad educativa", acuerdo que debe sustentarse en el protagonismo del Consejo Escolar de Estado y de los Consejos autonómicos.

En su comparecencia, el consejero ha desgranado las propuestas que desde Cantabria se consideran indispensables para construir el pacto educativo, un acuerdo que, a su juicio, "no puede construirse sobre los cimientos de la LOMCE, una ley rechazada por toda la comunidad educativa".

Entre las propuestas, se ha referido a la necesidad de revertir el recorte presupuestario, y ha dicho que el presupuesto de Educación debe formar parte del pacto. En correspondencia con ello, ha criticado la reducción del número de docentes en la educación pública y ha reclamado al ministro que "se aborde de manera conjunta y consensuada la coordinación de las ofertas de empleo público docente entre las distintas comunidades autónomas".

En otro orden de cosas, Ruiz ha defendido una Educación Primaria en la que todos los alumnos alcancen la titulación básica; "no tan parcelada, con una evaluación continua y formativa". En sintonía con ello, ha apostado por un curriculum "más abierto y flexible"; "confiemos en el profesorado, no le demos un curriculum de tal manera cerrado que su labor consista simplemente en ser un mero aplicador del mismo".

El consejero ha defendido "un modelo educativo basado en la escuela pública, en el que los centros sostenidos con fondos públicos jueguen el papel que les corresponde en cuanto a derechos y deberes, excluyendo modelos de elección y segregación del alumnado".

Por último, Ruiz se ha mostrado partidario de "empoderar" a los consejos escolares de los centros, para que "tengan el papel y las competencias necesarias y vuelvan a ser el órgano de representación y de gobierno de los centros educativos". Igualmente ha reclamado un mayor protagonismo para los docentes y "cambios muy profundos en la formación inicial y permanente del profesorado".

El ministro ha señalado sobre el acuerdo presupuestario que puede dotar al sistema educativo de "una financiación estable y previsible a lo largo del tiempo"

Pacto de Educación

Méndez de Vigo ha propuesto a las comunidades autónomas y grupos parlamentarios en el Senado que el pacto Social y político por la Educación vaya acompañado de un acuerdo presupuestario para que tenga estabilidad los próximos años y que sólo pueda ser modificado por una mayoría supercualificada con el objetivo de que se "garantice" su continuación en el tiempo.

"Estamos ante la oportunidad de construir un modelo educativo con vocación de futuro", ha subrayado el titular de Educación, que se ha mostrado convencido de que se puede lograr el pacto que dé la estabilidad "de la que gozan los sistemas educativos del entorno con mejores resultados".

El ministro ha señalado sobre el acuerdo presupuestario que puede dotar al sistema educativo de "una financiación estable y previsible a lo largo del tiempo, siempre acorde a las circunstancias" y ha reiterado a los consejeros de las comunidades autónomas de "no se trata de invertir más, sino mejor". "Así se ha demostrado estos últimos años, y por ello consideramos que este pacto presupuestario tendrá que incluir también instrumentos que permitan evaluar su funcionamiento y eficiencia", ha añadido.

Méndez de Vigo ha recordado que se dan las circunstancias para alcanzar el pacto educativo, que, a su juicio, son "similares" a las de los Pactos de la Moncloa, que este año cumplen 40 años, y que supusieron el "primer gran pacto de la Transición" por "exigencia" de los ciudadanos a sus representantes. "No queremos más incertidumbre, ni que malgastemos nuestras fuerzas en enfrentamientos banales de unos contra otros. Creo en el diálogo. Creo en el consenso. Creo que el acuerdo es positivo para la sociedad", ha dicho.

Gobiernos del PSOE

Las comunidades autónomas gobernadas por el PSOE, entre ellas Cantabria, han reclamado la creación de un grupo de trabajo en el seno de la Conferencia Sectorial para que las autonomías participen en el pacto educativo que se negocia en el Congreso, porque sin ellas este acuerdo no será completo ni duradero.

Han exigido igualmente que se cuente con la comunidad educativa, que se reviertan los recortes presupuestarios y la limitaciones de gasto, y que se derogue la LOMCE mientras se negocia una nueva ley.

Las autonomías con gobierno socialista le han pedido que cuente con las comunidades a través de un grupo de trabajo en la Conferencia Sectorial de Educación, porque las autonomías tienen la competencia en la materia y deberán aplicar la ley, pero también porque ellas son igualmente Estado. Además, han reclamado que se cuente con la colaboración de los consejos escolares, como tercera pata para un pacto que sea duradero.