sábado 23/10/21
SANIDAD PÚBLICA

Cantabria garantiza el acceso a la reproducción asistida al colectivo de lesbianas

La orientación sexual, el estado civil o el tipo de familia que quieran conformar no deben interferir en el acceso de las mujeres a los tratamientos de maternidad.

La consejera de Sanidad, María Luisa Real, ha reiterado su compromiso para que la sanidad pública cántabra garantice la asistencia a todas las mujeres
La consejera de Sanidad, María Luisa Real, ha reiterado su compromiso para que la sanidad pública cántabra garantice la asistencia a todas las mujeres

La consejera de Sanidad, María Luisa Real, ha reiterado al presidente de la Asociación de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales, Pedro Cortés, su compromiso para que la sanidad pública de Cantabria garantice el acceso a las técnicas de reproducción asistida a "todas" las mujeres, con independencia de su orientación sexual y estado civil.

Así se lo ha transmitido Real después de que Cortés le expresara la preocupación de este colectivo porque, después de la aprobación de la Cartera de Servicios Asistenciales del Sistema Nacional de Salud, sean excluidas de la reproducción asistida las parejas de mujeres y las mujeres solas.

El presidente de ALEGA, que ha sido recibido en su despacho por la consejera, le ha expuesto los argumentos de la asociación que preside para solicitar la inclusión de "todas" las mujeres como posibles beneficiarias del servicio de reproducción asistida en la región, a través de la Cartera de Servicios Complementarios.

Real ha reiterado ante el portavoz de la Asociación de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales su compromiso para propiciar que la sanidad pública de Cantabria "garantice el acceso a las técnicas de reproducción humana asistida a todas las mujeres, con independencia de su orientación sexual y estado civil y del tipo de familia que quieran conformar”.

Cortés ha recordado que, en este mes de octubre, el Juzgado 6 de lo Social de Madrid condenó al Servicio de Salud Madrileño y al Hospital Fundación Jiménez Díaz por discriminación por orientación sexual, al excluir a una pareja de mujeres en el acceso a la reproducción asistida.

La sentencia, que condena por daños patrimoniales y morales tanto al hospital como a la Comunidad prestadora del servicio, entiende que la orden aprobada por el Ministerio es de rango inferior a la Ley de Reproducción Asistida del 2006, donde se establece el derecho a los tratamientos de reproducción asistida con independencia de la orientación sexual.

Cantabria garantiza el acceso a la reproducción asistida al colectivo de lesbianas
Comentarios