lunes 25/10/21
NOJA

El Ayuntamiento aprueba una ordenanza para impedir el botellón en los espacios públicos de la Villa

Imagen del Pleno del Ayuntamiento de Noja
Imagen del Pleno del Ayuntamiento de Noja

El Pleno del Ayuntamiento ha acordado hoy por unanimidad la aprobación inicial de la ordenanza reguladora para impedir la práctica del botellón en los espacios públicos del municipio.

Según ha explicado el alcalde, Miguel Ángel Ruiz Lavín, con esta ordenanza el Consistorio pretende dar respuesta a la “importante demanda vecinal que desde hace tiempo viene reclamando algún tipo de actuación municipal para tratar de evitar los graves perjuicios derivados de este fenómeno social”.

“Aunque somos conscientes de que se trata de un problema de difícil solución, que además no solo afecta a Noja, creemos que esta regulación puede contribuir a la necesaria conciliación entre el ocio de algunos y el descanso y la libre circulación del resto de ciudadanos”, ha resaltado Ruiz Lavín, para quien su definitiva aprobación ­–a partir de ahora se abre un plazo de exposición pública de 30 días hábiles para la formulación de alegaciones–  permitirá “proteger la salud pública, sobre todo de los menores, y una utilización más racional de los espacios públicos”.

En este sentido, el alcalde ha expresado su confianza en que esta ordenanza “sirva para traer la paz y tranquilidad” a las diferentes zonas de la Villa donde el botellón se produce de forma más patente y reiterada, especialmente los fines de semana y de manera singular durante los meses de verano.

La normativa municipal recoge sanciones que puedan acarrear multas de entre 750 y 3.000 euros

Además, ha recordado que para tratar de erradicar este tipo de comportamientos el Ayuntamiento mantiene activo, desde inicios de este año, un programa gratuito de dinamización dirigido a los jóvenes como “modelo alternativo de ocio para las tardes del fin de semana”.

HASTA 3.000 EUROS DE MULTA

En concreto, la ordenanza prohíbe la práctica de botellón, entendiendo por ésta “el consumo de bebidas, preferentemente alcohólicas, no procedentes de locales de hostelería, en la calle o espacios públicos, por un grupo de personas que puedan alterar gravemente la convivencia ciudadana o causar molestias a los vecinos, deteriorar la tranquilidad del entorno y provocar situaciones de insalubridad”.

La normativa municipal recoge sanciones que puedan acarrear multas de hasta 750 euros, en el caso de infracciones leves, y de hasta 3.000 euros, si tuvieran la consideración de muy graves.

OTROS ASUNTOS

Por otro lado, en esta sesión plenaria también se ha dado luz verde por unanimidad al reglamento para el reconocimiento y abono de productividad para el personal laboral del Ayuntamiento, un paso con el que, según ha destacado Ruiz Lavín, el equipo de gobierno continúa con su programa para lograr “una mejor adecuación de la situación laboral de la plantilla municipal y la equiparación salarial entre el personal funcionario  y laboral”.

Además, el pleno municipal también ha sacado adelante con el apoyo de todos los grupos políticos un acuerdo para los funcionarios de la Policía Local en materia de relaciones laborales, así como la designación, en este caso con la abstención del PP, de la Mesa de Contratación permanente del Ayuntamiento.

Por último, también se ha aprobado la elección del Juez de paz titular y suplente, cargos para los que han sido designados las dos personas que ya venían desempeñando estas funciones.